Josele Clemente / ARCHIVO

OBITUARIO

Ha muerto Josele Clemente, el maestro pastelero impulsor y artífice del 'pastelón de Los Santos'

Murió el maestro con el que tuve ocasión de hablar, no hace , mucho cuando junto a su mujer Pepa,estaba sentado, tomando el fresco, en la puerta de su casa. Esa era su distración todas las tardes. Y me dijo que allí estaba cómodo 'viendo la vida pasar'. Una vida que ya pasó con él. Un enamorado de su pueblo, orgulloso de su gente, amante de su familia, trabajador incansable, cristiano de convicción

Lucio Poves
LUCIO POVES

Esta pasada madrugada ha fallecido Josele Clemente, el creador del célebre Pastelón que tanta fama ha dado a Los Santos en el terreno de la pastelería.

Raro es el turista que no se lleva este dulce de hojaldre que Josele lo aprendió de su padre Ángel Clemente y que él supo colocar en lo más alto de la pastelería regional . «El secreto – nos decias orgulloso - está el manejo de la masa que solo lleva harina, mantequilla margarina y agua. Ahora se hace en varios obradores pasteleros de Los Santos, entre ellos el de su sobrino Juan Montaño quien sigue con la tradición de Josele con la misma fórmula que aprendió de su tío; pero el toque que Josele daba a la masa de hojaldre, vuelta a vuelta en una mesa de mármol, muy pocos la sabrán hacer.

Aquellos hojaldres primorosamente trabajados como le enseñó su padre Ángel Clemente quien fundó en Los Santos- calle San Miguel- el obrador en el año 1.932. Ángel era de Zafra y se hizo un gran maestro en la 'pastelería la Argentina'. Allí enseñó a los hijos de los dueños- Ángel y Pepe - y en Los Santos se casó con Dolores Camacho; de todos sus hijos solo 'Josele' aprendió este oficio y, desde que era un niño, ayudaba a la tarea de limpiar las 'latas' con un paño mojado en aceite.

Pero Josele superó a su padre y se convirtió en auténtico maestro de la pastelería porque no solo destacó en la elaboración de hojaldres, sino en los más que celebres pasteles de crema. Daba gusto ver las vitrinas en la pastelería de Vistahermosa, cómo lucían y cómo se mostraba de satisfecho su creador Josele y su mujer Pepa Rejano.

Cuantos días de madrugones imposibles para tener listos los pedidos. Porque los pasteles y pastelones de Josele se apreciaban en muchos otros pueblos de España.

Murió el maestro con el que tuve ocasión de hablar, no hace , mucho cuando junto a su mujer estaba sentado, tomando el fresco, en la puerta de su casa. Esa era su distración todas las tardes. Y me dijo que allí estaba cómodo 'viendo la vida pasar'. Una vida que ya pasó con él. Un enamorado de su pueblo, orgulloso de su gente, amante de su familia, trabajador incansable, cristiano de conviccíón

Un creador con las manos en la masa. que hizo felices a tantas y tantas parejas cuando les hacia las tartas de bodas de varios pisos que se llevaban, recién sacadas del horno, al lugar de la celebración- habitualmente en la Cafetería Marín.

«Mi padre - nos contaba José Clemente el día que ha cumplió 76 años- hacía en aquellos años los mismos pasteles que yo seguía haciendo cuando me jubile en el año 2012, con 65 años cumplidos: piononos, pasteles de almendra, de crema y los hojaldres en forma de lenguas, palmeras o cucuruchos».

Josele era fiel al oficio de pastelero. Era lo que sabía hacer y lo hacía muy bien. Cuando los hornos se apagaron, porque pasó a la vida del jubilado, se entretenía en hacer cositas en la cocina para seguir manteniendo el gusanillo.

Aficionado al futbol – su hijo José Ángel fue un buen futbolista- tuvo la ocasión de ser presidente de la Estrella en un momento muy difícil en el que alguien se hacía cargo del club o este desaparecía. Yo fui el vicepresidente de aquella directiva que, como todas, nos afanábamos porque la Estrella estuviese en el sitio que le correspondía…Muchas veces, después de dejar aquellos cargos, recordábamos con pasión tantas y tantas cosas como hicimos para recaudar fondos: los carnavales que organizábamos en la caseta del Polideportivo…la rifa de la talega de San Isisdro…los negocios de la Feria del Cinco de Agosto…Sus préstamos personales para poder pagar agujeros en la economía del club….

Cuando el próximo domingo que juegue la Estrella en casa guardemos un minuto de silencio en su memoria, recordaremos a Jossele Clemente, como aquel hombre que un día siendo niño creció entre bizcochos y madalenas. El innovador que hizo mundialmente famoso al Pastelón de Los Santos, Al padre de familia que tanto quiso a sus hijos y a sus nietos. Nos ha dicho adiós un maestro que con su trabajo y sus ambiciones puso el nombre de Los Santos de Maimona en un pedestal. Dulce gloria para este paisano que se nos ha ido.